Delicioso Risotto alla Parmigiana: Una Exquisita Receta de Origen Italiano

Delicioso Risotto alla Parmigiana: Una Exquisita Receta de Origen Italiano

Detalles de la Receta

  • Duración Preparación: 10 minutos
  • Duración Cocinado: 35 minutos
  • Tiempo Total: 45 minutos
  • Porciones: 4 personas
  • Categoría: Entrante
  • Estilo Culinario: Italiano
  • Calorías Aproximadas: 402 por porción

Ingredientes para Risotto alla Parmigiana

  • 30 ml de aceite de oliva extra virgen
  • ½ cebolla picada finamente
  • Una pizca de sal
  • 250 g de arroz carnaroli o arborio
  • Pimienta blanca al gusto
  • 100 ml de vino blanco
  • 800 ml de caldo de carne caliente
  • 130 g de queso parmesano fresco y rallado
  • 50 g de mantequilla

Procedimiento para Preparar el Risotto

El inicio se marca calentando una cazuela a fuego medio para verter los 30 ml de aceite de oliva extra virgen, seguido de la cebolla picada, cocinándola hasta que se poche adecuadamente junto con una pizca de sal.

En la misma cazuela, añadimos el arroz carnaroli o arborio, llave de esta preparación, para que se rehogue junto con la cebolla, buscando una textura suelta y cremosa al tostar ligeramente el arroz. No olvidemos sazonar con pimienta blanca.

Se procede después a verter 100 ml de vino blanco, el cual mezclaremos con el arroz hasta que el alcohol se evapore completamente, dejando apenas un aroma encantador.

Un elemento vital es el caldo de carne, el cual se incorporará gradualmente a la cazuela mientras el arroz lo absorbe. Esta etapa demanda aproximadamente 20 minutos, requiriendo atención y una cocción a fuego medio-bajo con constantes revueltos. Se prueba el arroz, y si es necesario, se ajusta con más caldo buscando esa perfecta cocción al dente.

Antes de finalizar, rallamos generosamente 130 g de queso parmesano, reservándolo para su pronto uso.

Al concluir la cocción del arroz, retiramos la cazuela del fuego para incorporar los 50 g de mantequilla, repartiéndola bien para enriquecer el risotto con su cremosidad característica.

Para sellar el sabor, añadimos el queso parmesano previamente rallado, mezclándolo homogéneamente hasta fundirse con el calor del arroz.

Está ahora listo para servirse, ofreciendo una experiencia gastronómica que honra la tradición italiana en cada bocado.

Resumen del Método

  1. Comenzar pochando la cebolla con aceite y sal.
  2. Rehogar el arroz junto a la cebolla y sazonar.
  3. Agregar el vino y esperar que se evapore.
  4. Incorporar gradualmente el caldo manteniendo la cocción.
  5. Rallar y reservar el queso parmesano.
  6. Mantecar el risotto con mantequilla fuera del fuego.
  7. Incorporar el queso parmesano rallado y mezclar.
  8. Servir al momento y disfrutar.