Risotto de Camarones Cremoso y Casero

Detalles del plato

  • Preparación en minutos: 5
  • Cocinado en minutos: 35
  • Duración total: 40 minutos
  • Porciones: Para 4 comensales
  • Categoría de plato: Principal
  • Estilo culinario: Italiano
  • Calorías aproximadas: 223 kcal por cada 100 gramos

Ingredientes necesarios para un auténtico risotto de camarones – 4 raciones

  • 20 camarones (5 por persona)
  • 350 gramos de arroz tipo arborio
  • 55 gramos de mantequilla
  • 1 cebolla grande o 2 pequeñas escalonias
  • 1 litro de caldo de pescado (fumet)
  • 90 gramos de queso parmigiano reggiano
  • 100 ml de vino blanco de tipo seco
  • Sal al gusto
  • Pimienta blanca en polvo
  • Perejil fresco para decorar

Preparación paso a paso del risotto

Comienza calentando la mitad de la mantequilla en una sartén a fuego lento. Pelar y limpiar los camarones guardando las cabezas para usarlas más adelante. Procede a saltear los camarones ligeramente, por no más de un minuto por cada lado, y resérvalos.

Agrega las cabezas de los camarones a la sartén. Usa una espátula para presionarlas suavemente y extraer todo su sabor antes de retirarlas del recipiente.

Corta la cebolla en brunoise (cubos pequeños) y añádela a la sartén. Condimenta con sal y pimienta al gusto, y sofríe el conjunto por aproximadamente 5 minutos, o hasta que la cebolla esté translúcida.

Incorpora el arroz arborio a la mezcla y remueve constantemente. Esto es crucial para garantizar un risotto jugoso. En este punto, tu arroz comenzará a adquirir un tono más nítido y transparente, indicativo de que está bien tostado.

Una vez tostado el arroz, vierte el vino blanco. Sube la intensidad del fuego para facilitar la evaporación del alcohol. Este paso infundirá un sabor único en nuestro risotto.

Añade poco a poco el fumet caliente, continuando con el movimiento constante durante 15 minutos para que el arroz se cocine de manera uniforme y absorba todos los sabores.

Para darle el toque final, incorpora las gambas, la mantequilla restante, el perejil picado, y el voluptuoso queso parmigiano reggiano. Mezcla durante 3 minutos a fuego bajo para que el risotto alcance una cremosidad perfecta.

Para servir, adorna cada plato con lascas de parmigiano y un toque de perejil fresco. Este detalle no solo suma a la presentación, sino que intensifica los sabores del plato.

Recapitulación de la preparación

  1. Calentar la mantequilla a baja temperatura.
  2. Limpiar los camarones y reservar las cabezas.
  3. Saltear brevemente los camarones y reservar.
  4. Aprovechar las cabezas de camarón para extraer su esencia.
  5. Cocinar la cebolla en cuadros pequeños hasta que esté suave.
  6. Tostar el arroz arborio, clave para un risotto exitoso.
  7. Evaporar el alcohol del vino blanco añadido.
  8. Mantener la cocción con el fumet, removiendo constantemente.
  9. Combinar con las gambas, queso, mantequilla y perejil para finalizar.
  10. Presentar el risotto con más queso y perejil fresco.